CARTAS AL DSD | CONTACTO
| INGRESAR

#PASO 2017

Edición Especial - Viernes 11 de agosto 6:00 hs

Jefe de Gobierno 2007

25/06/2007
Festejó el PRO
Festejó el PRO

right

Ipsos-Mora y Araujo predijo el resultado exacto

Junio 2007. Esta vez no hubo papelones por el orden en que entraron los candidatos. El desafío radicó en establecer la diferencia que Macri le sacaría a Filmus. En Clarín, Julio Blanck habló de un “módico papelón” de las empresas y mencionó a Poliarquía que trabajó para La Nación. En el matutino de los Saguier, también dedicaron espacios a la performance de las encuestadoras y destacaron el acierto de Ipsos por su exactitud. El resultado final, con el cuadro de las once encuestas publicadas previas al ballottage.


Junio 2007. La consultora Ipsos-Mora y Araujo fue la que más se acercó, con su sondeo publicado en El Cronista el viernes 22, a los resultados oficiales que arrojó el ballottage porteño entre Mauricio Macri y Daniel Filmus. La firma había pronosticado que el líder de PRO sacaría el 61,0% de los votos, contra el 39,0% del candidato oficialista., tal como ocurrió en la realidad. También mostraron una buena performance Metroelectoral, cuyo sondeo también fue publicado por El Cronista y arrojó un 60,05 contra 39,94 y Ricardo Rouvier que en su encuesta publicada en Clarín anticipó un 59,7 a 40,3.

En las antípodas, quienes más lejos estuvieron de la brecha de 22% entre uno y otro candidato fueron, por exceso, Julio Aurelio que había pronosticado 64,7 para Macri y 35,3 para Filmus (su encuesta se publicó en Clarín el 10 de Junio) y por defecto Poliarquía (que vaticinó un 57,1 para el líder de PRO y un 42,9 para el del Frente para la Victoria).

En estos comicios no hubo ninguna consultora que haya generado el clásico “papelón”, de no poder predecir el orden en el que entrarían los candidatos. Puntos más, puntos menos, la precisión o la falta de ella, radicó en la predicción de la diferencia que Macri le sacó a Filmus.

Clarín y La Nación dedicaron notas en sus ediciones del lunes a los vaticinios de los sondeos. En el primero, Julio Blanck afirmó que “las encuestas a medida del cliente hicieron ayer un módico papelón. Quizás menos escandaloso que otros anteriores, pero no menos evidente. Ya sea porque les dio así su medición, o porque lo sugirieron quienes pagan sus contratos, en ninguno de los sondeos vinculados al Gobierno la intención final de voto de Mauricio Macri llegaba al 60%”. El relevamiento de Blanck no fue del todo completo, ya que se basó en los sondeos publicados por Clarín y La Nación y, por ejemplo, no logró advertirles a sus lectores que el sondeo de Ipsos-Mora y Araujo sí logró precisar ese porcentaje de Macri.

En otro párrafo, Blanck señaló que “sería injusto cargar todas las piedras en la mochila de los encuestadores del oficialismo. También erraron algunos independientes. Tal el caso de Poliarquía, que trabajó para la campaña de Jorge Telerman casi hasta el final de la campaña para la primera vuelta y que ahora publicó sus datos en el diario La Nación. Predijeron la menor brecha entre Macri y Daniel Filmus: 14,2%. La diferencia real fue más allá de los 20 puntos. Fueron los que más lejos terminaron del resultado”.

En La Nación, Laura Capriata señaló que “con una predicción exacta, Ipsos Mora y Araujo fue la consultora que acertó el resultado final: le había otorgado 22 puntos de ventaja al presidente de Boca, según su última encuesta, que le asignaba a Macri el 61% de los votos y a Filmus, el 39 por ciento”. Y aseguró que “como ya había pasado en la primera vuelta, la mayoría de los sondeos volvió a pecar de prudente con sus pronósticos sobre Macri, aunque, hay que decirlo, esta vez apenas por dos o tres puntos”. Y agregó: “Analogías, Equis, Ceop, OPSM y Poliarquía le otorgaban a Macri entre 57 y 58 puntos de intención de voto, con una ventaja de entre 14,2 y 16 puntos sobre Filmus. Además, estimaban que Filmus perforaría el techo de los 40 puntos. Se equivocaron y otra vez Macri superó las expectativas”.

Como se dijo al principio de este texto. Las dos encuestas que más se acercaron al resultado final fueron las de Ipsos-Mora y Araujo y Metroelectoral. Como ambas fueron publicadas por El Cronista el viernes 22, se puede concluir que quien leyó ese matutino, ese día, tuvo mayor precisión sobre lo que ocurriría el domingo en las urnas.

A continuación, el resultado final y las encuestas publicadas.

elecciones2007_D

elecciones2007_E

Cómo fue la primera vuelta

De las 14 encuestas publicadas por los diarios a lo largo de la campaña electoral, ocho acertaron en el orden en que salieron los candidatos, aunque ninguna logró acercarse al porcentaje final que sacó el ganador, Mauricio Macri. En tanto, hubo seis que erraron las posiciones que arrojaron los cómputos oficiales.

El lunes siguiente a las elecciones, los diarios publicaron notas referidas a la performance de las empresas encuestadoras. En Clarín, Julio Blanck señaló que “la mayoría de los encuestadores sentía anoche que esta vez salvaron la ropa con cierto decoro”. Añadió que la encuesta que más se acercó fue una de Julio Aurelio, aunque no se publicó en el diario porque fue hecha durante el período de veda. La Nación, en una nota de Laura Capriata, también aseguró que “la mayoría de las encuestadoras lograron salvar la ropa”. También dio como ganador Aurelio por esa encuesta que el matutino tampoco publicó.

En Página/12, el periodista Raúl Kollmann también evaluó que fueron ocho las empresas quienes acertaron pero sumó también el sondeo de Aurelio, aunque no se tomó el trabajo de sus colegas de Clarín y La Nación, de decirle a los lectores que esa medición nunca fue publicada.

Por su parte, Ámbito en un pequeño recuadro destacó que ninguno acertó el porcentaje que sacaría Macri, aunque evaluó que “estuvieron cerca del resultado”. Las empresas evaluadas son las mismas que menciona Clarín, La Nación y Página/12, pero suma además a Metro Electoral, a la que no identifica.

Finalmente Bae, recuerda que esta vez los encuestadores superaron el “papelón” de Misiones (el plebiscito por la reelección del gobernador Carlos Rovira, en octubre del año pasado) y destaca que el diario “acertó hace una semana” cuando aseguró que los más votados serían Macri primero, y Filmus segundo.

El seguimiento de DsD

Según el relevamiento realizado por Diario sobre Diarios (DsD) de las encuestas publicadas a lo largo de la campaña, las ocho que acertaron el orden en que entraron los candidatos fueron: Analogías, Equis, CEOP, OPSM, Rouvier, Poliarquía, Giacobbe e Ipsos-Mora y Araujo.

En tanto, seis empresas erraron al dar a Jorge Telerman en segundo puesto y a Filmus en tercera posición. Ellas fueron: Opinión Autenticada, Management & Fit, Nueva Comunicación, Graciela Römer, Julio Aurelio y Carlos Germano.

Una aclaración: de las seis que erraron sus pronósticos sobre el orden de los candidatos, hubo dos que publicaron encuestas en una fecha más lejana a los comicios, cuando la tendencia general mostraba a Telerman en segundo puesto. Son las de Nueva Comunicación (publicada por El Cronista el 9 de mayo) y Graciela Römer (publicada en La Nación el 15 de mayo).

En cuanto al orden de los postulantes, el “papelón” de la elección lo hicieron los encuestadores que según los diarios fueron contratados por Telerman: Opinión Autenticada y Management & Fit. Ambas publicaron mediciones hasta el viernes previo al comicio y dieron una diferencia a favor del jefe de Gobierno de siete puntos. Es decir, fallaron por diez puntos porcentuales.

Según las encuestas publicadas en los diarios, la empresa que más se acercó al porcentaje final que obtuvo Macri fue Poliarquía, que le había adjudicado un 39,1%. A una décima, es decir con 39,0 se anotaron IPSOS-Mora y Araujo y Carlos Germano. El sondeo que más lejos estuvo del guarismo obtenido por el presidente de Boca fue el de Graciela Römer, que le había pronosticado sólo un 24,8%.

La consultora que más se acercó al porcentaje que obtuvo Filmus (23,7), fue Equis, de Artemio López, que había pronosticado un 24,1%. Mientras que las que más se arrimaron al guarismo oficial de Telerman (20,6) fueron Julio Aurelio, que había anticipado un 20,9 y Graciela Römer que adelantó un 20,2.

Sobre la diferencia entre Filmus y Telerman (3,08) la empresa de Giacobbe fue la que mejor performance mostró al ubicarla en 2,9, seguida por Poliarquía con 2,4.

Los cambios positivos

Cuatro años atrás, DsD destacó en los comicios porteños del 24 de agosto de 2003, que los editores de los matutinos porteños sólo publicaban algunos sondeos y no todos. De esa forma, los lectores se formaban opiniones distintas sobre las expectativas de loa candidatos. Por ejemplo, en la Zona Dura de la fecha mencionada, se podía leer en DsD:

“Ningún matutino ha publicado todos los sondeos. Clarín instala desde hace dos semanas un ‘empate técnico’ pese a que la mayoría de las mediciones para el próximo domingo dan ganador a Macri. Página/12 destacó permanentemente en su cobertura electoral que Ibarra - su principal avisador - se impondrá en la segunda vuelta, pero obvió a las otras cinco empresas que siguen dando como triunfador al presidente de Boca Juniors incluso en el ballottage. La Nación - que brindó la mejor cobertura periodística de la campaña porteña - apenas si publicó dos sondeos. Ámbito Financiero en su edición del 19 de agosto, fue el único matutino que salió a instalar que ‘un total de 8 encuestadores sobre 9 señala que Mauricio Macri se va imponiendo en intención de voto (...)’. La nota del diario de Julio Ramos difiere con el presente trabajo del DsD en que el matutino no incluyó las mediciones de Catterberg y Asociados y de D’Alessio/ Irol. Por su parte, Ambito incorpora un sondeo del ‘equipo de Macri’, que el DsD no incluyó porque no se trata de una empresa especializada. Tampoco el matutino de Ramos salió con las nuevas mediciones de Analogías y OPSM, que consignaron el viernes 22 tanto Clarín como Página/12”.

Como se puede observar, al menos en esta ocasión, los editores de los principales matutinos porteños cambiaron positivamente en sus criterios periodísticos. Además entre los editores y las empresas de sondeos se observó en esta ocasión que no funcionaron “los códigos de vestuario”, es decir, cierta amistad profesional por la cual los periodistas en general se privan de criticar a las empresas de sondeos cuando fallan en sus estudios, (siempre a favor de los candidatos que los han contratado) y brindaron pronósticos que fueron usados como herramientas de propaganda electoral. De este cambio positivo, los primeros en ser castigados en esta ocasión fueron Opinión Autenticada y Management & Fit.

  • Copyright 2000-2019 ©
  • Todos los derechos reservados
eldsd.com diario sobre diarios
Propietario: Sergio Aballay
Fundador: Dardo Fernandez
Propiedad intelectual: 5208317.
Dirección: Balcarce 1463 San Telmo, CABA.
Código Postal: C1103ACM